Bitcoin ha llegado a los bares. No como medio de pago sino como tema de conversación entre amigos. Así fue como surgió la idea de este post. ¿Es Bitcoin una realidad, un sueño o una pesadilla? Lo correcto en estos casos es informarse y luego tomar decisiones. Vamos con los hechos:

01 La pizza más cara de la historia

Satoshi Nakamoto es tan verídico como cualquier actuación de Jackie Chan. El supuesto creador de Bitcoin no existe como tal. Existen rumores sobre quién o quienes están detrás de la divisa digital, pero nadie lo ha confirmado por el momento. En Noviembre de 2008 se publicó un documento llamado “Bitcoin: A Peer-to-Peer Electronic Cash System.” realizado por el famoso señor Nakamoto. Durante un año y medio solamente los frikies de la criptografía prestaban atención al asunto. La primera transacción de la que se tiene constancia es la compra de dos pizzas por 10.ooo BitcoinAl valor actual, cada pizza costó 3.300.000 Euros. Espero que haya estado deliciosa.

02 La divisa no está regulada pero si lo están sus mercados y usuarios

Los defensores de la filosofía de Bitcoin adoran conceptos como “Desregularización” y “Alegal”. La divisa (o valor, aún no queda claro) efectivamente está libre de regulaciones por parte de instituciones oficiales. sin embargo los mercados de compraventa de Bitcoins y sus usuarios si que están sujetos a normativas legales.
El ser humano sueña con libertad pero en realidad busca seguridad. El principal mercado electrónico de Bitcoins, la web japonesa MT Gox, ha impuesto limitaciones en la venta de Bitcoins, buscando dar estabilidad a la cotización. Otro dato que nos mosquea es la falta de consistencia entre los precios publicados en cada uno de los mercados. El motivo principal de estas discrepancias es la dificultad de hacer líquidos (vender Bitcoins y obtener Euros/Dólares) en la mayoría de países occidentales. Hacienda no entiende de “alegalidades” y obtener beneficios en una transacción patrimonial es un hecho gravable! A corto plazo, la coexistencia de la moneda digital con las monedas tradicionales se presenta confusa.

03 Los mineros de Bitcoin no son los curris de Fraggle Rock

No lo son, pero el concepto tampoco se queda muy lejos. En los comienzos los Bitcoins no se podían adquirir, solo fabricarlos. Este proceso requiere hardware y software. El algoritmo donde se esconde la generación de monedas se ha adaptado a la evolución de los procesadores hasta tal punto que casi no merece la pena realizar esta minería en solitario debido al alto coste en hardware y electricidad. Los fanáticos del DYI podéis uniros a un pool de minería, repartiendo así el esfuerzo y los resultados.

04 Bitcoin es trending topic y en inversión esto es sinónimo de burbuja

Una burbuja especulativa se caracteriza por una subida anormal y prolongada del precio de un activo o producto. Ese efecto llamada atrae a nuevos inversores, generalmente menos informados y cualificados. El gran problema de las burbujas en cualquier tipo de mercado es identificar su punto de inflexión. En el caso de acciones cotizadas en bolsa se puede estimar el valor intrínseco del activo, de manera que podamos calibrar la idoneidad de la inversión en un momento determinado. Ahora bien, ¿Cuál es el valor intrínseco de un Bitcoin? Se espera que sea la moneda que domine las compras por internet. Se espera que sea la moneda que dicte un nuevo orden mundial. Se espera…se espera…y mientras la cotización continua escalando. ¿Qué pasará si Bitcoin no cumple con las expectativas? ¿Y si las cumple?

Las búsquedas en Google se han disparado en 2013

05 No se pueden comprar Telepizzas con Bitcoins

Por el momento no, pero al ritmo al que los comercios electrónicos se están uniendo a procesadores de pago como Bitpay, es muy probable que pronto tengas tu pizza barbacoa en casa por un módico precio en BTC. Los casos más mediáticos, por nombrar algunos, han sido Virgin Galactic, donde el Señor Branson acepta Bitcoins para un vuelo al espacio y la web de entretenimientos varios Porn.com, que ha confirmado una cuota del 25% en pagos recibidos en forma de moneda digital.

06 No existen ventas a corto, pero eso da igual

Un mercado regulado genera confianza y esa confianza es la que generalmente da equilibrio al mercado. Si llega el momento donde Bitcoin no cumple las expectativas de los inversores y se percibe como el techo de la cotización, la caída será muy dolorosa. El concepto de volatilidad casi siempre va unido a la liquidez del mercado y a la capitalización del activo. Actualmente el valor agregado de Bitcoin suma 10.000 millones de Dólares. Parece mucho hasta que investigamos la capitalización de Apple (486.000 millones) o Google (384.000 millones).

07 Los hermanos Winklevoos serán los héroes en esta película

¿Os acordáis de los guaperas hermanos Winklevoss de la película La red social? Tras su escándalo con Mark Zuckerberg sobre la creación de Facebook, los Winklevoss han continuado con visionaria emprendeduría invirtiendo en Bitinstant, un procesador de pagos en Bitcoins, y comprando monedas como si no hubiera mañana. No les faltan recursos propios: Su litigio con Zuckerberg les reportó unos 220 millones de dólares. Su decidida apuesta por la criptodivisa les ha llevado a tener hasta un 1% del total de existencias del mercado de Bitcoin. Está por ver que pasará en el futuro con su fortuna, pero hasta el momento Bitcoin ha sido una inversión muy rentable para ellos al triplicar los 11 millones de dólares iniciales.

08 Las transacciones en Bitcoin dejan rastro

Al contrario de lo que mucha gente piensa, y que la propia web de Bitcoin se encarga de confirmar, las transacciones en Bitcoin son transparentes, revelando la dirección de los intervinientes en cada intercambio. Existen métodos para distraer la atención de los curiosos y dificultar este seguimiento de transacciones, pero conllevan la creación de múltiples wallets y cambios de dirección IP. Como veremos en el último punto, publicar la dirección de wallet es un riesgo fácilmente aprovechable por los hackers. Ante el boom de la moneda, muchas webs aceptan pagos y donaciones en Bitcoin, dejando a la vista su monedero. Cualquier persona puede realizar una consulta de saldos y, si tiene malas intenciones y fantásticos conocimientos de informática, podrá intentar el robo de monedas virtuales.

09 Bitcoin es una lavadora de dinero negro

Queridos lectores: Si entre vosotros se encuentra alguien que viva al margen de la ley, por favor dejad de leer este punto. Los titulares sobre Bitcoin suelen ser bastante sensacionalistas y uno de ellos hace referencia a la facilidad de convertir el dinero del crimen en dinero legal. Un sistema bastante sencillo consiste en crear varias carteras y realizar compraventas entre ellas, o incluso realizando compraventas entre diferentes monedas virtuales. La clave es dificultar la trazabilidad de las operaciones y ocultar el origen de los fondos. Las autoridades (gobiernos, instituciones fiscales y supervisores bancarios) están meditando como afrontar la situación actual de desregulación. Por el momento no existe supervisión bancaria sobre las transacciones en Bitcoins y en caso de presentarnos ante nuestro banquero con ese millón de euros proveniente de beneficios en Bitcoins, el banco seguramente nos bloqueará los fondos y lo reportará a Hacienda. La alegalidad de Bitcoin no descarta la ilegalidad.

10 La seguridad de Bitcoin no es invulnerable

La lista de vulnerabilidades del sistema es enorme. Como en cualquier tecnología, el principal problema es la obsolescencia. Pero vamos a olvidarnos de los bits and bytes y centrarnos en los usuarios. Esas personas confiadas e inocentes que deciden comprar bitcoins con la ilusión de un adolescente. El primer problema, que posiblemente ignorará, es que su wallet no viene encriptado por defecto. Luego olvidará hacer copias de seguridad del certificado donde almacena su dinero virtual. Y si lo ha hecho, conservará la copia en el mismo ordenador donde tiene instalado el certificado. Las personas amantes de lo ajeno son una amenaza, pero no mucho mayor que nuestra propia imprudencia!

Deja un comentario