Todos saben que para la primera cita han de verse de la mejor manera, después de todo lo importante es atraer a la otra persona y muchas veces la atracción entra por los ojos. Pero no importa que tan bien te veas, o lo entretenida que sea la actividad que hagan, si la conversación es mala la relación, ya sea de amor o de sexo, no llegará muy lejos.

Errores habituales a evitar

Muchas personas creen que para mantener la charla viva se necesita hacer preguntas, pero esto suele terminar percibiéndose como una entrevista de trabajo. Tanto hombres como mujeres perciben el preguntar mucho como un intento de revivir una charla que no llega a nada. Por lo tanto, si bien es importante hacer preguntas de vez en cuando para mostrar interés, procura que no se convierta en una lista interminable de éstas.

Otro tema de conversación que te garantiza que tu cita no termine en nada es hablar de relaciones pasadas, ya sea porque sigas pensando en ella con amargura o porque quieras presumir lo enamoradas que han estado de ti, hablar de tus amores pasados no es algo que atraiga a las mujeres, ¿por qué? Porque a las mujeres nos gusta que la primera cita sea sobre nosotras. Sí, como lo escuchaste, y a continuación te diré por qué.

Toma nota, esto sí funciona

Las citas más exitosas son aquellas en las que la mujer puede hablar mucho sobre ella misma, no solo nosotras sentimos más conexión, sino también vosotros. No lo digo yo, lo dice la ciencia. Según el estudio hecho por el sociólogo Daniel A. McFarland, de la Universidad de Chicago, lo mejor que puedes hacer es ser parte de la conversación de la chica uniéndote a su narrativa, compartiendo sus experiencias interrumpiéndola para hacer comentarios al respecto y reaccionando a lo que dice.

Por último, si lo que estás buscando es una relación a largo plazo, trata de traer a la conversación temas sobre planes futuros, metas, aspiraciones y tu filosofía de vida. Si, por el contrario, buscas una aventura de una noche o una amiga con beneficios, de lo que conviene más hablar es de cosas concretas, como actividades y experiencias recientes, que te emociona y te gusta en ese mismo momento, en el ahí y ahora. Cómo las cosas se ven y se sienten. Y eso también lo dice la ciencia. Ahora, ¡mucha suerte en tu cita!

Deja un comentario