Imaginen por un momento un Fórmula 1 con asiento de piel de cocodrilo, retrovisores de cristal de zafiro, alerones de diamantes y luego el resto de componentes habituales como fibra de carbono y cerámica. Los relojeros suizos de Hublot decidieron reinventar la fabricación de sus relojes de lujos al fusionar artesanalmente piedras preciosas en un bisel enteramente hecho de fibra de carbono.

Cada reloj cuenta con 48 piedras preciosas -Diamantes, zafiros, rubíes o tsavoritas- de talla baguette engastadas. Este cronógrafo con fecha tiene una reserva de marcha de 42 horas y soporta profundidades de hasta 100 metros. El precio no ha sido publicado aun, pero viendo el catálogo actual de Hublot y los componentes de esta maravilla, su precio de salida estará por encima de los 30.000 Euros con total seguridad.

Diamantes

Tsavoritas

Rubíes

HUBLOT

“Shine bright like a diamond”

– Rihanna

Deja un comentario